24 de junio de 2018

Reseña #85 - Todas mis fotos hablan de ti de Cristina Maruri.

¡Hola, icebergs! Hoy os traigo la reseña de un libro de romántica adulta que no ha sido una gran lectura para mí pero como ya sabéis sólo se trata de mi opinión personal. Así que si os llama la atención darle una oportunidad porque puede ser que os guste, ya que cada lector es diferente. ¡Comenzamos! 
¿Te gusta escribir y viajar? Entonces como a Laura. ¿Te gusta leer y fotografiar?  Entonces como a William. ¿Estás enamorado? Entonces como Julles.

Vivimos entre dos mundos, el real y el virtual. ¿Cuál es el mejor? Quizá lo encuentres al otro lado de tu móvil. Laura, William y Julles están buscando el suyo. ¿Y tú?

Si te gustó Contra el viento del norte y Tienes un email, aquí te presentamos una historia que empieza con unas fotos colgadas en Instagram. Lo demás, tiene que ver con la belleza de las cosas y con nuestra capacidad de cliquear likes.
A la hora de seleccionar una nueva lectura lo que más deseas es que esa historia te haga pasar un rato agradable y entretenido pero es imposible que siempre sea así porque cada libro es distinto y también cada lector. Simplemente existen novelas que antes de adentrarte en ellas te llaman mucho la atención pero finalmente no te terminan agradando porque no están hechas para ti, que es lo que me ha sucedido con este libro. Es muy posible que a otro lector le guste porque para mí no hay libros malos sólo distintos gustos literarios.

Este libro está dividido en doscientos dos capítulos más prólogo. La extensión de los mismos es muy corta, algunos de ellos están compuestos por tan solo un párrafo, por lo que nos ofrece un ritmo de lectura muy ágil. La narración de esta historia se desarrolla en tercera persona, por lo que nos permite darnos una visión igualitaria de cada uno de los personajes. Además, en esta forma de narración la autora se consiente interactuar con el lector, ya que se dirige a nosotros dándole un toque especial a la novela porque no es habitual encontrarnos este tipo de acciones.  

Las observó de cerca. Eran realmente bellas. Extrañas criaturas que llenaban de belleza aquel inhóspito y recóndito lugar de la tierra. Sin ellas, sin su belleza, habría sido un lugar inquietante, grisáceo, triste. Muerto. Alguien las había puesto allí para que se supiera que, aunque fuera el Fin del Mundo, era un Fin del mundo precioso. Y Laura se sonrió de su propio pensamiento. 

El estilo de la autora es sencillo pero lleno de sentimientos y reflexiones. Las descripciones son muy detalladas pero sin llegar a aburrir por lo que son capaces de trasladarnos fácilmente a dónde se encuentran los protagonistas. En su escritura predomina la narración aunque personalmente me hubiera gustado toparme con muchos más diálogos que pudieran dotar de una gran fluidez a esta novela.

Los protagonistas de esta historia son William, Laura y Julles. Los tres están trabajados y definidos pero desgraciadamente no he conseguido conectar totalmente con ellos. William es el que más evoluciona a lo largo de la novela. Al principio tiene una actitud demasiado egoísta pero poco a poco lo va solucionando logrando que cambiara mi opinión sobre él e incluso consiguiendo que me cayera bien. Laura es muy soñadora y risueña pero no comparto su comportamiento, ya que para mí es muy importante estar con una persona que realmente se quiere. Julles es mi favorito de los tres, ya que lucha por lo que desea sin descanso y nunca se rinde hasta conseguir lo que quiere. En cuánto a los personajes secundarios nos encontraremos con muy pocos y sólo llegaremos a conocer algunas pinceladas sobre ellos por lo que no tengo ninguno que destacar.
FanArt realizado por Iceberg de papel.

Gracias a los protagonistas podremos viajar a un montón de lugares del mundo sin la necesidad de movernos de casa. Para mí el punto fuerte que tiene esta historia es la ambientación, ya que nos permite visitar muchos territorios increíbles y conocer su modo de vida. Aunque con la importancia que tiene la fotografía en esta novela hubiera sido muy atrayente y visual ir encontrándonos fotos de estos sitios para poder imaginárnoslos más fácilmente.

El romance que nos encontramos entre sus páginas no me ha convencido en absoluto, ya que me lo esperaba de otra forma totalmente distinta. Es un amor que a mí personalmente no me ha resultado creíble porque no entiendo como dos personas se pueden enamorar a través de las fotografías de lugares que van subiendo cada uno de ellos a Instagram pero nunca han tenido una conversación entre ambos ni se conocen. Es un enamoramiento demasiado ideal para mi gusto. Además, en cuánto a comportamientos amorosos solo me gustaba y comprendía como actuaba Julles. A William y a Laura los he sentido demasiado egoístas y no he sido capaz de comprenderlos a la perfección.

Su sentimiento hacia él ya no navegaba por aguas turbulentas. En un recodo del río, por fin, había encontrado refugio. De momento, a salvo de la corriente. Allí lo dejaría. La vida seguía. 

Para mí ha sido una historia que va de más a menos, justo todo lo contrario que necesito para que una lectura me cautive. Al principio me parecía una trama muy interesante y sólo quería pasar páginas para saber cómo continuaba pero conforme avanzaba la trama se iba deshinchando y convirtiéndose en repetitiva y aburrida, dándome la sensación de que estaba cómo paralizada y no conseguía despegar, por lo que el enganche que me produjo al principio fue desapareciendo.

El final tampoco me ha convencido, ya que para mi gusto acaba de forma muy abierta. Personalmente creo que hubiera sido un acierto introducir esa escena tan esperada a mitad de la historia y así haber sido partícipes de cómo continuaba la trama. Estoy segura que de ese modo hubiera disfrutado mucho más de esta lectura.
En definitiva, Todas mis fotos hablan de ti es una historia que nos permitirá viajar por distintos lugares del mundo y conocer diferentes costumbres. Aunque desgraciadamente no ha sido una lectura para mí porque no me ha convencido tanto el romance que nos encontramos porque es poco creíble y demasiado ideal para mi gusto cómo el final tan abierto que posee. Además, a mí me ha dado la sensación que es una novela que va de más a menos porque al principio me resultaba adictiva pero conforme avanza se vuelve repetitiva aunque gracias a la corta extensión de sus capítulos es muy fácil seguir pasando las páginas. ¡Si a ti te llama la atención no dudes en darle una oportunidad porque es muy posible que te guste!
Muchas gracias a Sandra Bruna por el ejemplar.

¿Lo conocíais?  ¿Lo habéis leído? ¿Os gustó? ¿Queréis leerlo? ¿Vuestra red social favorita es Instagram? Contadme.

20 de junio de 2018

Reseña #84 - El lamento de los abedules de Enara de la Peña.

¡Hola, icebergs! He estado participando en la lectura conjunta que organizó Alhana del blog Tiempo Libro de la novela El lamento de los abedules de la autora Enara de la Peña y hoy os traigo la reseña de esta historia tan espectacular. Espero que le deis una oportunidad porque su lectura merece mucho la pena. ¡Arrancamos! 
(Toca la imagen para ver más información sobre la lectura conjunta).

Un amor no correspondido. Un amor imposible. Un amor que nunca debería haber existido. El lamento de los abedules se adentra en las vidas de unos personajes, víctimas de su tiempo, cuyos caminos están predestinados a cruzarse.

Mientras un soldado es obligado a retirarse del ejército por una herida incurable, una princesa es sometida a un matrimonio no deseado. Además, a la ciudad llegan una mujer con ideas demasiado avanzadas para su época y un hombre hecho a sí mismo, considerado un extranjero en su propia tierra. Ambos se reencontrarán con su viejo amigo, el conde, que ahora esconde sus sentimientos tras una fachada de indiferencia y todo tipo de excesos.

Sumérgete en el imperio zarista, cuando la era industrial transformaba Rusia y los nuevos movimientos anarquistas estaban a punto de cambiar la historia para siempre.
No es ningún secreto que la romántica es uno de mis géneros literarios favoritos pero tengo que confesar que hasta hace muy poquito sólo leía contemporánea, ya que no me atrevía a dar el paso con la histórica porque tenía miedo de que me resultará muy pesada y aburrida. Pero finalmente un día decidí darle una oportunidad y me di cuenta de que no podía estar más equivocada porque quedé encantada con esa temática y con muchas ganas de repetir. Así que desde ese momento siempre que puedo adentrarme en una historia ambientada en otra época me lanzo de cabeza y me encuentro joyas literarias como esta lectura.

Este libro está divido en dieciséis capítulos más prólogo y epílogo. La extensión de cada capítulo es un poco larga para mi gusto, ya que creo que los capítulos cortos ofrecen un ritmo de lectura muy ágil pero reconozco que a pesar de ser extensos no me han resultado cargados ni me han ocasionado ningún problema para querer continuar leyendo. La narración se desarrolla en tercera persona dándonos la posibilidad de poder conocer a todos los personajes por igual. Es una decisión muy acertada y que saca el máximo provecho a esta historia.

Se sentía un pedazo de carne que había sido vendido al mejor postor, a última hora, momentos antes de que cerrara el mercado y para que no se echara a perder.

Es el primer contacto que he tenido con esta autora y no he podido quedar con más ganas de volver a leerla, ya que su escritura me ha cautivado por completo. A pesar de ser romántica histórica utiliza un lenguaje sencillo, nada rebuscado y fácil de entender por lo que rápidamente te sientes dentro de la historia. En su estilo predominan los pensamientos y los sentimientos de los personajes por lo que resulta muy sencillo ir entendiéndolos aunque para que el ritmo de lectura fuera más fluido me hubiera gustado encontrarme más diálogo y menos narración, un equilibrio entre ambos. Las descripciones están perfectamente creadas porque no se hacen pesadas y son ideales para imaginarnos fácilmente donde se encuentran nuestros protagonistas.

Nos encontramos con cinco personajes principales. Todos ellos están perfectamente elaborados y parecen de carne y hueso, con sus errores y aciertos por lo que es muy sencillo conectar y comprenderlos en su totalidad. En esta ocasión no puedo tener un personaje favorito porque me han maravillado los cinco protagonistas, llevaba tiempo sin toparme con personajes tan sumamente definidos y tan distintos en cuánto a personalidad. Larissa es una superviviente de la vida y está dispuesta a cambiar el mundo para que sea justo. Yuri es un luchador y que sabe que el esfuerzo al final da sus frutos. Nikolay es un animal herido que necesita que alguien le cure las heridas y que le ayude a aceptarse tal y como es. A Nadia le gusta arriesgarse aunque tiene miedo de amar y que le hagan daño. Lev siempre dice lo que piensa y lucha por lo que quiere aunque resulte muy complicado. En cuanto a personajes secundarios no hay una excesiva cantidad pero los conoceremos en gran medida porque también están muy bien creados. Mis favoritos son Kova y Masha por el juego que ofrecen a la historia.

La ambientación de esta novela es espectacular, ya que sin entregar una excesiva cantidad de detalles al lector para que no se agobie es capaz de conseguir trasladarnos a esa época y estar al tanto de los problemas que sufrían en ese lugar. También logra transmitirnos el tiempo atmosférico que había en ese momento. Todavía puedo sentir el frío en mi piel y oler el humo que expulsan las fábricas ferroviarias. Se nota que la autora ha hecho un trabajo de documentación brutal.
FanArt realizado por Iceberg de papel.

Es una historia que trata sobre personajes. Poco a poco vamos conociendo sus sentimientos y descubriendo sus secretos que se van entrelazando entre sí para ofrecer al lector varias tramas muy jugosas que son capaces de enganchar totalmente y provocar una necesidad de querer continuar leyendo. Con el pasado y el presente de los protagonistas consigue crear una historia muy interesante y adictiva.

Las tramas amorosas que nos encontramos avanzan despacio, a fuego lento y poco a poco los sentimientos ocultos salen hacia la luz. Son romances para ir saboreándolos lentamente porque nunca sabemos si el paso dado puede ayudar a que evolucione o retroceda esa relación. Sin duda estos romances tan complicados le dan mucha fuerza a la novela y la convierten en una gran lectura.

—El amor nunca es inútil. Será doloroso, satisfactorio o angustioso, puede ser mil cosas y otras mil diferentes para la otra persona. Pero decirle a alguien que le quieres de corazón es un regalo, y no solo para el que recibe tu cariño. Es un preciado obsequio que llena nuestras vidas —dijo y le besó en la mejilla—. Así que díselo. 

En un primer momento pensaba que me iba a encontrar una novela muy sencilla y predecible pero por suerte no ha sido así. Posee varios giros argumentales que logra sorprender al lector y el desarrollo de la historia es imprevisible porque no sabes que camino puede tomar el hilo principal por lo que consigue fascinarte desde la primera hasta la última palabra.

El final me ha dejado muy satisfecha porque es cerrado y sucede en años posteriores por lo que podemos saber cómo le ha ido a los personajes. Aunque personalmente me hubiera gustado que Lev y Nikolay tuvieran más protagonismo en el epílogo porque solo se dan unas pinceladas sobre su futuro. Ojalá la autora se animará a escribir más sobre estos dos protagonistas. 
En definitiva, El lamento de los abedules es una historia situada en Rusia dentro del siglo XIX en la que conoceremos a cinco personajes perfectamente trabajados y muy reales que gracias a su pasado y a los secretos que poseen son capaces de crear unas tramas muy suculentas y atractivas en su presente. Además, debido a las tramas amorosas tan complicadas con las que nos hallamos y la ambientación tan brutal que posee se convierte en una novela con mucha fuerza y que logra cautivarte por completo. También nos toparemos con giros argumentales que consiguen sorprender y con un hilo principal que no sabes qué dirección va ir escogiendo. ¡No te lo pienses más, ponte el abrigo y adéntrate en el frío ruso!
Muchas gracias a Alhana y Escarlata ediciones por el ejemplar.


¿Lo conocíais?  ¿Lo habéis leído? ¿Os gustó? ¿Queréis leerlo? ¿Sois más de romántica contemporánea o histórica? Contadme.

3 de junio de 2018

Reseña #83 - La belleza del caos de Carla Rodríguez Para.

¡Hola, icebergs! Me apunté a la lectura conjunta que organizaron los blogs Vida de una lectora dispersa y Tiempo Libro del libro La belleza del caos de la autora Carla Rodríguez Para y hoy os traigo la reseña de esta historia tan especial. Espero que os animéis a leerlo. ¡Comenzamos! 
(Toca la imagen para ver más información sobre la lectura conjunta).

«Lo que tienes que comprender de este libro, Margot, de esta historia, es que la vida no es un cuento con introducción, nudo y desenlace. La vida es una maraña de caminos entrecruzados, casi nunca lineales. No se trata de algo sencillo que se pueda solventar con un epílogo, con una segunda parte. No te preocupes por esa historia, Margot. Solo su autor sabe si tuvo un final feliz. Preocúpate por que la tuya sea digna de escribirse».

Puedes decir que Harry Potter trata de magia o que Los Juegos del Hambre es una historia distópica. Lamentablemente, no ocurre eso con esta historia. No es algo que se pueda encasillar. Si fuera un libro, no podrías dejarlo en la estantería tranquilamente, porque no tiene un sitio propio. Su lugar está en todas partes y en ninguna. Trata sobre todo y sobre nada al mismo tiempo.

La belleza del caos es, en definitiva, una historia cualquiera. Un punto de vista, una vida. Margot movida por el viento.
Cuándo me dispongo a elegir una nueva lectura es muy importante para mí la sinopsis que posee, ya que me ofrece muchos datos sobre si la historia va a ser de mi agrado o no. La sinopsis que contiene este libro es muy pelicular, por lo que no tenía muy claro sí sería una novela hecha para mí pero lo que sí sabía es que era una historia diferente a lo que solemos encontrarnos en el mercado lector. Y sí, tengo que confesar que estaba en lo cierto. 

Este libro está dividido en tres partes, conteniendo cada una de ellas la duración de un mes, por lo que esta historia se desarrolla en Julio, Agosto y Septiembre. Posee un total de veintiún capítulos más una especie de prólogo y epílogo llamados Cero y Menos cero respectivamente. La extensión de los capítulos por lo general es corta por lo que resulta muy fácil ir avanzado rápidamente hasta llegar al final. La narración se desenvuelve en tercera persona dándonos la oportunidad de conocer lo que le sucede a todos los personajes y no sólo a la protagonista de esta novela.

Margot nació en una biblioteca. Bueno, no era exactamente una biblioteca, sino una habitación que nadie había usado hasta aquel momento y que, con el paso del tiempo, fue llenándose de libros. Vino al mundo con el olor de los libros viejos llenos de polvo y de los nuevos esperando ser explorados metido en sus diminutas fosas nasales de recién nacida; seguramente fue en el mismo momento de su alumbramiento cuando la vida de Margot quedó ligada a los libros para siempre. 

Lo que más me ha sorprendido de esta lectura ha sido la escritura de la autora porque realmente no me esperaba encontrar una escritura tan buena al tratarse de su primera novela publicada. Tiene un estilo sencillo pero lleno de reflexiones y sentimientos que dota a la historia de una belleza increíble. Las descripciones que hace son muy completas por lo que es muy fácil imaginarse los escenarios donde se desarrolla la historia. Suele predominar en su pluma el diálogo y los pensamientos de los personajes permitiéndonos poder conocerlos mejor. 

La protagonista de esta historia es Margot, una niña de diez años que prefiere antes la compañía de los libros que a las personas. Margot es un personaje muy especial por lo que fácilmente le coges mucho cariño y conectas inmediatamente con ella. Además, reconozco que en muchas ocasiones me he sentido identificada con ella. Había momentos en los que parecía que dejaba de ser una niña para convertirse en una adulta pero al leer tantas historias creo que es mucho más madura que los niños de su edad, por lo que me la he creído totalmente y me ha encantado porque está perfectamente definida y trabajada. Los que no me han resultado tan desarrollados son los demás personajes, me he quedado con la sensación de que no los conozco en profundidad, sí que me hago una idea de cómo son pero no en su totalidad. Aún así mi favorito es Charles, el hermano de Margot porque la cuida y la adora como nadie lo hace. Y el personaje que menos me ha gustado es Sam, la prima de Margot por la manera en la que actúa durante la novela.  

Cómo deja intuir la sinopsis no nos encontraremos con una trama propiamente dicha, ya que esta no existe. Es una lectura en la que seremos participes del día a día de los personajes, es una historia para conocer las inquietudes y los pensamientos de los mismos. Aunque no disponga de una trama al uso es una novela muy interesante, rápida de leer y que engancha fácilmente porque quieres saber cómo avanza la vida de esta familia.
FanArt realizado por Iceberg de papel.

Lo que más especial hace a esta historia es que es una declaración de amor hacia la lectura. Es una historia creada para idolatrar a los demás libros, para darle las gracias por su existencia y para exponer todo lo que son capaces de hacernos sentir. La lectura de esta novela debería de ser obligatoria para cualquier persona que ame la lectura por encima de todo porque se va a ver muy reflejado en lo que sucede en este libro.

Nos encontramos con una crítica a la sociedad sobre el rechazo y la discriminación que se les hace a las personas que no se comportan ni tienen los mismos gustos que los demás. Es muy importante el mensaje que transmite esta historia porque es muy triste y decepcionante que siga ocurriendo en la actualidad. El bullying debe desaparecer de una vez por todas. 

—¿No debo llorar? —preguntó, confusa. Ella se echó a reír.
—No, no, no se trata de eso —contestó, negando con la cabeza—. Piensa en ellas como en tus libros. Los libros, al igual que las lágrimas, son un tesoro. Los compartes con quien consideras merecedor de leerlos, de disfrutar de la historia y del olor de sus páginas… —Margot continuaba con el ceño fruncido—. ¿Lo comprendes, cielo? 

Para mí el mayor fallo que tiene este libro es el número de páginas, ya que la historia se me queda corta. Creo que se podría haber contado más sobre el pasado de los personajes. También me hubiera gustado encontrar algunas escenas más desarrolladas, ya que a veces me daba la sensación que todo ocurría demasiado rápido. 

El final no me ha terminado de gustar. Sí que me imaginaba que acabaría de forma abierta porque durante el desarrollo de la historia se iban dando ciertas pistas pero aun así no me ha convencido del todo, ya que debería haber continuado la novela pero reconozco que es el tipo de final que más le pega a este libro.
En definitiva, La belleza del caos es una historia diferente en la que vamos conociendo el día a día de Margot y su familia. A pesar de no presentar una trama propia nos encontramos con una lectura muy interesante y adictiva. Además, todos los lectores nos veremos reflejados en este libro porque representa una declaración de amor hacia la lectura. También nos encontramos una crítica social hacia la discriminación y burlas que existen hacia las personas que la sociedad considera fuera de lo común. Lo único que he echado de menos en este libro es que tuviera más páginas y un final más cerrado. ¡Atrévete a conocer a Margot, seguro que te cautiva por completo! 
Muchas gracias a Carla Rodríguez Para por el ejemplar.

¿Lo conocíais?  ¿Lo habéis leído? ¿Os gustó? ¿Queréis leerlo? ¿Sois de leer historias dónde la protagonista sea una niña? Contadme.

29 de mayo de 2018

Reto 5 líneas (Mayo) - Una misión peligrosa.

¡Hola, icebergs! Como bien sabéis estoy apuntada a un reto de escritura mensual. Os tengo que confesar que estoy muy feliz porque hasta ahora estoy consiguiendo cumplirlo y además en vuestros comentarios me demostráis que os gustan por lo que me anima mucho a seguir escribiendo. Hoy me toca traeros el relato que he creado para Mayo. ¿Tenéis ganas de leerlo? ¡Comenzamos! 


5 líneas es un reto que se desarrolla en el blog de la escritora Adella Brac y que consiste en escribir, cada mes, un relato de cinco líneas que incluya las tres palabras propuestas que son escogidas al azar. La extensión del relato no puede supera los 434 caracteres incluyendo los espacios. El objetivo de este reto es poner la mente a pensar, practicar la escritura y divertirnos mientras lo ponemos en marcha. (Pulsa aquí para más información).


Este es el relato que me he inventado para este mes con las palabras propuestas. Se titula Una misión peligrosa. ¡Espero que os guste mucho!


¿Qué os ha parecido el relato de Mayo? ¿Estáis apuntados a este reto de escritura? ¿Soléis escribir habitualmente? Contadme.